De la pantalla al papel, un viaje de ida y vuelta

La red se encuentra plagada de graciosos vídeos en los que niños pequeños demuestran sus habilidades digitales en sentido estricto, deslizando sus deditos por pantallas de cristal que les abren un mundo virtual lleno de posibilidades.

Paradójicamente, muchas familias del valle más tecnológico del planeta (Silicon Valley) están optando por lo contrario, por colegios en los que se prohibe la entrada de tecnología, un oasis neoludita en donde los niños tienen que valerse de otros medios para aprender.

Desde la Cátedra Telefónica – Deusto lanzamos una propuesta conciliadora: se puede aprovechar la tecnología para mejorar artes tan milenarias como el origami y hacer el camino de vuelta, usar el origami para mejorar destrezas del mundo digital.

Esta es la propuesta del cuaderno de la Red de Cátedras Telefónica que ha elaborado Guruzne González y os mostramos a continuación:

¿Qué os parecen este tipo de hibridaciones hi-tech/lo-tech? A nosotros nos parecen inicialmente curiosas, y posteriormente, muy interesantes 🙂

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook Email

No hay comentarios aún... ¡Se el primero en dejar una respuesta!

Dejar un Comentario