Las Apps, ¿un entretenimiento o un sistema de aprendizaje?

Hablemos sobre las apps o aplicaciones para dispositivos móviles. Este tipo de aplicaciones para ser usadas en el móvil y/o tablet , conocidos como apps,  no necesitan ninguna instalación salvo la de tener el sistema operativo para el que se han hecho por lo que apenas ocupan y necesitan poca memoria interna para funcionar. En resumen, son programas ligeros pero limitados y sencillos de usar y con una funcionalidad y concreta  realidad especifica.

Usualmente son aplicaciones que se distribuyen en un ejecutable y únicamente  necesitan copiarse a una carpeta. Claro está que dependiendo del sistema operativo puede ser más o menos compleja la portabilidad de las aplicaciones. Hay apps para móviles disponibles para los sistemas operativos más conocidos,  y para todo tipo de actividades, hay para los negocios, juegos, entretenimiento, educativas… Apple en su web las tiene clasificadas en base a su contenido, y determina, según su criterio para que grupo de edad son apropiadas.

Considerado al principio como un capricho y un entretenimiento, su uso se han ido extendiendo progresivamente para usos productivos y profesionales, lo que resulta todo un síntoma de por dónde van las tendencias cuando se generaliza una tecnología: el predominio del consumo de información, los juegos y las redes sociales. Esto es por sí mismo un argumento más para aprovecharlas y potenciarlas en la educación, sacándole un uso más productivo y creativo que vaya mucho más allá del entretenimiento y de los meros intercambios banales de las redes sociales. Ahora que parece que todo el mundo tiene un móvil smarphone o una tablet.

Las aplicaciones portátiles que están bien desarrolladas no usan el registro, o sólo para almacenar la configuración básica de la aplicación y únicamente guardan ficheros en su directorio de instalación. Por eso en principio tenían ventaja muchos programas para Mac OS X al estar empaquetados en un formato de arrastrar e instalar, más que como instaladores independientes, Y en su mayoría no guardan las preferencias del usuario en el disco duro. Al contrario que en  Windows, dada la manera en que se gestionan las librerías DLL, y la estructura del instalador de Windows, tienden a hacer que la instalación de los programas sea de sentido único. Por el contrario los programas en Unix como  suelen estar diseñados alrededor de la variable HOME para guardar las preferencias del usuario (e.g.$HOME/.w3m para el navegador w3m), hace que los programas diseñados para  UNIX sean especialmente portátiles.

La estructura del sistema operativo Android se compone de aplicaciones que se ejecutan en un framework Java con una interfaz gráfica (surface manager). Con numerosas actualizaciones desde su liberación inicial que típicamente arreglan bugs y agregan nuevas funciones. En cambio iOS cuenta con cuatro capas de abstracción: la capa del núcleo del sistema operativo, la capa de “Servicios Principales”, la capa de “Medios” y la capa de “Cocoa Touch”, y tiene una interfaz basada en la idea de manipulación directa, usando gestos multitáctiles, y sus elementos de control son deslizadores, interruptores y botones.

Existen casi innumerables, retóricamente hablando, aplicaciones que facilitan el aprendizaje y el control de las actividades, tanto para alumnos como profesores como para personas con inquietudes para aprender y/o enseñar. Pero las apps por sí mismas serán sólo simples divertimentos y su aprovechamiento didáctico es prácticamente anecdótico sin control, sin  alguien que las seleccione e integre convirtiéndolas en actividad o en una experiencia motivadora para el aprendizaje. Debemos aprovechar que prácticamente hay una app para cada necesidad, o alguien la está creando en estos momentos, desde apps para ayudar al desarrollo y gestión de una clase, pasar lista, acceder al servidor de tu centro educativo, facilitando la forma de trabajar y pudiendo mejorar la conexión  profesorado – alumno y todo por la facilidad de conectarse desde cualquier dispositivo en cualquier momento y lugar, comunicar cualquier cambio al instante, programar ´citas, trabajos y reuniones planifica tus grupos (clases, aulas, máster, etc.) realizar búsquedas avanzadas… cualquier cosa que se ocurra, admite casi cualquier posibilidad y comunicarse de forma sencilla y ágil, ya que permite consultar la información en tiempo real y/o en cualquier momento y desde cualquier sitio.

Con ellas, las apps tanto para el sistema operativo Android (basado en Linux) como para el IOS (deriva de Mac OS X, que a su vez está basado en Darwin BSD, por lo que es un sistema operativo Unix)., o gracias a ellas los smartphones, iPads, tablets, se están mostrando como herramientas muy útiles, ya que podemos aprender idiomas, geografía, matemáticas… cada día hay más aplicaciones, educativas hay más de 28000 registradas, y  respecto a uso didáctico para el profesor,  tiene a su disposición cada vez más aplicaciones que pueden facilitarle su labor.

Sin embargo, hay que recordar que muchas aplicaciones no son gratuitas y que también hay plataformas sociales, gratis publicas y privada para la educación que también su sitio en las tabletas y móviles. Por lo que si te interesa el tema acuérdate del lema de aquel anuncio y hazlo tuyo: busca, compara y escoge lo que más te convenga e interese.

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook Email

Trackbacks/Pingbacks

  1. Las Apps, ¿un entretenimiento o un sistema de aprendizaje … | aplicanube - 22. Jul, 2013

    […] on blog.catedratelefonica.deusto.es Tu voto:Comparte:TwitterFacebookMe gusta:Me gusta Cargando… Acerca de Katby@n; innovacion […]

Dejar un Comentario